Maureen Junott

Maureen Junott

Transformista, diseñadora de vestuario y maquilladora, Maureen Junott es –sin duda– la condesa de Fausto por antonomasia. Su primer acercamiento al transformismo fue a los 26 años, de allí el teatro lo desencadenó todo. Fausto y Quásar, dos ejes trascendentales del mundo transformista la vieron crecer y evolucionar hasta lo que es hoy: un ícono del divismo transformista en Chile. Maureen Junott es ante todo una provocadora que extrapola –como pocas– su talento actuando y maquillando para producciones extranjeras que ya han visto la luz en importantes festivales de cine internacionales.

Como ícono señala claro el norte de la disciplina: “En dictadura era tremendamente difícil dedicarse al transformismo. Hoy la integración del arte nos motiva. La evolución del transformismo nos ha emplazado a adaptarnos de generación en generación. Como artistas estamos influyendo en la gente y con ello creando nuevas tendencias y gustos”.